Un mosquito no puede frenar una locomotora, pero puede llenar de ronchas al maquinista (Quino)
¿Es tu primera visita a Nanopoder? Quizás te interese suscribirte al feed o recibir las entradas en tu e-mail a medida que se publiquen.

Últimas palabras

sábado, 20 de septiembre de 2008

Las últimas palabras representan una decisión difícil e importante. Al principio se puede pensar que no tienen gran relevancia. Después de todo, uno está muy ocupado muriendo. Pareciera que hubo mejores momentos para pensar cosas ingeniosas.
Sin embargo, es lo último que diremos. Lo que será recordado siempre (si alguien las está escuchando, punto destacado también).

Creo que el ser humano es un ser de poca memoria. La existencia del perdón es una prueba de ello.


Tengo la creencia de que nadie se ha hecho famoso sólo por ellas, pero quizás porque pocos las pensaron con detenimiento. O porque su obra excedió a la amnesia mencionada y a una simple frase balbuceada en un momento generalmente poco Hay algunas conocidas, como las de Nerón ("¡qué artista perece!"), el químico Gay-Lussac ("es una pena irse, esto comienza a ponerse divertido") o las de Richard Hilton ¡Hay que meter la cortina de la ducha por dentro!") 

Me gusta el chiste clásico de las "famosas últimas palabras".  Frases como "¡pero si no está cargada!", "es sólo el viento, espera que voy a ver" o "te llamo apenas llego a Pennsylvania" (la última de muy mal gusto) entran en esta categoría.

Hace rato que tengo elegidas las mías. Luego de meditar bastante elegí "retiro todo lo dicho". 
Creo que me hará ver como una persona sarcástica, reflexiva e importante. También suena un poco a "format c:".

Pero lo más importante es que generaría (dependo de la astucia de los espectadores circunstanciales) una gran preocupación por la posibilidad de que la frase se incluya a sí misma, dado que estará dentro de las cosas que dije. Esto podría significar una evidente paradoja (al generar un "loop" eterno de existencia e inexistencia), cuya consecuencia, como todos sabemos, es que estalle el universo. 

¡Eso es irse en grande!

11 comentarios:

Buenos Ayres dijo...

Que original tu post. Creo que si hubo tan pocas "últimas palabras célebres" es porque en ese momento no creo que te salga nada, a lo sumo alguna decicatoria cariñosa a algún familiar o amigo que esté al lado tuyo.
De todas formas me gustan tus ultimas palabras. Ojalá las puedas pronunciar, no es mucho pedir antes de morirse jeje..

Te felicito por el blog.

LauraGalletita dijo...

Qué grande el género de las "últimas palabras"!
Dice Dolina en "El libro del fantasma" , con el homónimo título: "(...) el de las últimas palabras es un género literario. Anotemos algunos preceptos básicos. El principal de ellos exige morir después de completar el texto.
También es indispensable la presencia de testigos. Estaríamos entonces ante una disciplina artística imposible de ejercer en soledad.
Por lo general, conviene la utilización de un estilo solemne y pomposo, como si cada palabra estuviera grabada en mármol.
Algunas cuestiones inquietantes: ¿Cómo sabe alguien que está diciendo sus últimas palabras? Para el caso, hay que elegir una muerte más bien lenta y previsible. Los asesinatos, los accidentes, y cualquier fallecimiento repentino, pueden dejarnos fuera del catálogo. Acaso sea posible prevenirse y decir unas frases adecuadas antes de correr algún peligro, por las dudas. Enfrentar lo desconocido con las últimas palabras ya dichas(...)"
Cuenta la historia de un vago vanidoso que había pensado de antemano su últimas palabras para quedar en la historia, tanto y tan insoportable era que lo único que decía eran sus últimas palabras jeje. Y termina "(...) El hombre austero y digno debe irse silenciosamente de todas partes. En las fiestas no insistirá en interminables despedidas. Al ser exonerado de un empleo, no pedirá explicaciones. Expulsado por una novia, se abstendrá de todo reproche. Y llegado el caso, se morirá sin conferencia de prensa."

Espero que te haya gustado.

Un abrazo.

Rapote dijo...

Creo que lo bueno de "las últimas palabras" surge cuando estas son espontáneas.

No pensé las mías. Espero que cuando llegue el momento halle inspiración. Y un interlocutor que luego de cuenta de lo dicho...

Saludos,
Rapote

Max Dicásolo. dijo...

A mi Groucho Marx me dejó perplejo, en su lápida pidió que dijera: "perdón que no me levante" jajaja, Groucho es un campeón.

Coki dijo...

Buenos ayres, gracias!!

Lauragalletita, me gustó mucho lo que escribiste y lo de Dolina. Gracias!

Rapote, tenés tiempo de pensarlas bien. Pero no te robes las mías (no creo que te de el tiempo para citarme).

Máx, también pensé lo de la lápida y conocía aquella excelente de Groucho Marx. Una vez con una amiga jugamos con la idea de poner una empresa de lápidas graciosas. Surgieron algunas interesantes, pero sólo recuerdo una mía, bastante mediocre, que era "¿qué mirás?".

Max Dicásolo. dijo...

Jajajaja, me gustó la tuya también, sería una buena empresa, creativos de la muerte, muy buena la entrada.

Ella dijo...

A mí no me gustó esto de las últimas frases. Disculpá por ser aguafiestas...

Siento que hay 1500 cosas para pensar antes de pretender ser sarcástico con tu "última frase", además creo que el recuerdo que dejes va a ser el de tus tantas frases dichas vivito y coleando... preferiría recordarte así ;)

Coki dijo...

Ella, no te gustó el concepto de que haya que pensar algo ingenioso o el hecho de que publicara un post al respecto?

Más allá de eso, me interesa un poco más tu opinión respecto a la entrada anterior a esta.

Ella dijo...

No me gusta la idea de pensar una frase copada para antes de morirme, no me parece ingenioso.
Además, cuando pienso una frase no aguanto para qeu llegue el gran momento y dar mi super-remate y que cause risa o lo que quiera causar... y no me veo esperando el momento de decir mi uuuuuultima frase.

De todos modos, me gustó la cita de Lauragalletita :)

Ella dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Tiburina dijo...

Jajaja. Muy bueno.

Yo creo, como espectadora, que prefiero las frases cómicas.

No, las mías no las pensé, mierda, me cabo de agregar en mi lista mental una cosa más por hacer!